Violencia de género en adolescentes

Es alarmante cómo han aumentado los casos de maltrato sobre todo en adolescentes. Se asociaba el maltrato a parejas de una franja de edad determinada, parejas en edad adulta, pero la realidad de la sociedad es que la violencia de género se da a edades cada vez más tempranas.

A partir de los 13-14 años hoy en día los adolescentes empiezan a tener relaciones, algunos antes. ¿Qué debemos tener en cuenta sobre el perfil del adolescente agresor? se caracteriza por ser posesivo, celoso, te controla (vigilancia, llamadas constantes para saber dónde estás, qué haces), no te deja hablar con otra gente, poco a poco hace que vayas perdiendo o distanciándote de las amistades, quiere tener acceso a tú teléfono y a tus redes sociales, te dice que debes y que no debes ponerte, sólo puedes salir a la calle o en los lugares que el diga y con él, es autoritario, se pone agresivo, etc.

Las madres y padres también pueden ir viendo el cambio de comportamiento en su hija: empieza a estar triste, callada, antes se pintaba y ponía faldas o camisetas con escote y ahora no, va perdiendo el interés por arreglarse, antes quedaba con amigas de siempre o muy cercanas y deja de salir con ellas sin explicación, no habla de su pareja con ilusión y con ganas de quedar o no habla con naturalidad (excepto si es muy reservada, hay que valorarlo), se pone nerviosa si él llama al teléfono, corre con preocupación y nerviosa a cogerlo rápido, habla con miedo cuando habla con él por teléfono o le da muchas explicaciones de dónde ha estado, con quién ha sido, justificaciones excesivas, problemas de insomnio etc. Se va produciendo por etapas o fases, cada vez es más absorbente, se van añadiendo actitudes de las mencionadas anteriormente poco a poco, hasta que cualquier excusa es suficiente para que se produzca la agresión a la víctima. No siempre es necesario que haya un consumo de drogas o de alcohol para que se produzca la agresión por parte del agresor. A veces simplemente con mirar el teléfono estando con él de forma muy seguida puede producir un estallido de celos incontrolados y enfermizos que lleven a la agresión.

Es importante como padres y madres estar atentos a los cambios de actitud, costumbres, estados de ánimo de nuestros hijos e hijas, ya que detrás de pequeños cambios continuados puede darse el caso de que nuestra hijo/a sea víctima o agresor/a de violencia de género. Siempre se habla de la mujer como víctima pero también hay casos de hombres maltratados. Tenemos la costumbre de enseñar, formar, centrar la atención en cómo reconocer la víctima cuando  hablamos con padres y madres, pero también es importante poder tener recursos para saber si nuestro hijo/a es un agresor / a.

Es fundamental que aunque no estemos ante una situación en la que alguno de nuestros hijos e hijas sea víctima, los recordamos de vez en cuando sin agobiarlos que estamos para ayudarles, pase lo que pase y se equivoquen en lo que se equivoquen,  siempre pueden recurrir a nosotros, que tienen toda nuestra confianza. Respecto la confianza, es importante que estén seguros de que la tenemos sobre ellos, ya que muchas veces el agresor/a no lo aparenta y engaña con su carácter en sociedad y es el hijo/a, amigo/a, la pareja perfecta y lleva a pensar a la víctima que para que va a denunciar o explicarlo si nadie la va a creer.

El 016 es el teléfono de atención a las víctimas de violencia de género. Está disponible 24 horas al día los 365 días al año. La llamada es gratuita y no deja rastro en la factura ni en el histórico de llamadas del teléfono. Se produjo una actualización y ya no hace falta eliminarlo, no queda registrado.

Grooming

El Grooming se produce cuando un adulto trata de engañar a través de las redes sociales a un menor, para ganarse su confianza con la intención de obtener fotos o vídeos sexuales o en los que aparezcan con poca ropa o desnudos, con la finalidad de hacerles chantajes, recibir favores sexuales e incluso comercializar con dichas imágenes.

En ocasiones es el paso previo al abuso sexual que se puede producir en caso de que el menor acceda a quedar con el adulto para recuperar las imágenes o ceder al chantaje sexual.

El  perfil del acosador en redes sociales suele ser de dos tipos:

1.- Aquellos que simplemente buscan coleccionar de forma anónima fotos, imágenes y vídeos con finalidades personales o para comercializar en el sector de la pornografía infantil.

2.- Otro tipo de acosador o depredador en redes sociales tiene por objetivo conseguir el cara a cara con la víctima, quedar con el menor con intenciones sexuales. En estos casos suelen hacerse pasar por adolescentes.

Podemos prevenir el grooming con estos consejos:

– No proporcionar imágenes, vídeos o información personal a desconocidos;

– Evitar dar las contraseñas a nadie, aunque creamos que es persona de confianza, para evitar el robo de información o suplantación de identidad;

– Mantener la privacidad de las imágenes e informaciones personales que colgamos en las redes sociales con las configuraciones de seguridad que nos proporcionan las diferentes redes sociales, como por ejemplo facebook: ver público, solo amigos, amigos de tus amigos, solo yo…

– Desconfiar y no contestar a personas que no conocemos personal o directamente.

– No fiarse de los datos de los perfiles, edad, fotos, el acosador o depredador sexual se adapta a tú perfil y te ha estado investigando, sabe que te gusta, como eres, por donde sales, quienes son tus amigos, tú familia, ha podido crear un perfil sobre ti y hacerse pasar por el chico u hombre ideal para ti.

Qué hacer ante un caso de grooming:

– Ponerlo en conocimiento de tus familiares, profesores y de la policía. Solicita ayuda, no tengas vergüenza, la familia siempre te apoyará, todos nos equivocamos, nunca estarás sol@.

– No acceder a los chantajes ni acudir a ninguna cita, te pones en peligro.

– Reduce el contacto con esa persona y haz caso de las directrices que te diga la policía.

– Aumenta las opciones de privacidad de tu perfil en las redes sociales y no le des datos de residencia, trabajo, estudio, sitios que sueles frecuentar.

Pero lo más importante es que se pida ayuda si te encuentras ante un caso así y no lo intentes resolver sol@.

Dejo un vídeo sobre lo fácil que es engañar en las redes sociales.

(Visitado 40 veces, 1 visitas hoy)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *